Sergio Ramírez, un entrenador de la casa que viene pisando fuerte, será el encargado del cadete masculino de primer año.
Con “muchas ganas” de entrenar con este equipo, del que espera una gran progresión, Sergio Ramírez aprovechará “el buen trabajo” que han desarrollado sus compañeros en temporadas anteriores para lograr lo mejor de esta generación.
“Aunque sea un equipo de formación intentaremos llegar al máximo y cumplir los objetivos que marquemos a principio de la temporada”, ha dicho Sergio Ramírez, que está dedicando el verano al curso de entrenador nacional.
Mucha suerte Sergio, fuerza quinteña